Medidas higiénicas y hábitos de vida

Hay una serie de medidas de carácter general que deben ser recomendadas a cualquier persona que tenga problemas de sudoración excesiva:

  • Debe utilizarse ropa que facilite la transpiración (hay que evitar el nylon y otras fibras sintéticas). El algodón es el tejido más recomendable para estos casos. La ropa no debe ir ajustada sobre la piel, sino que debe facilitar una aireación adecuada.
  • Es importante mantener una higiene frecuente, pero no agresiva, de la piel. Esto es especialmente importante en las zona más sensibles y frecuentemente implicadas en la sudoración (pies, manos, área genital, axilas, etc.). No deben emplearse jabones o geles de baño irritantes (son preferibles los de pH neutro o levemente ácido) e incluso el lavado debería realizarse exclusivamente con agua tibia la mayoría de las ocasiones.
  • Evitar en lo posible estímulos que suelen desencadenar las reacciones de hipersudación.

Subir arriba